HABLE.SE

HABLE.SE

Exlimpiadora, amiga especial de Putin, utilizó una sociedad offshore para comprar un apartamento de lujo en Mónaco


Una amiga especial del presidente ruso Vladimir Putin adquirió un apartamento de lujo en Monte Carlo (Mónaco) a través de una sociedad offshore creada pocas semanas después de dar a luz a su hija. Así consta en los Pandora Papers, una investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), en la que han participado laSexta y El País.

De acuerdo con la investigación de The Washington Post, uno de los socios de ICIJ en EEUU, Svetlana Krivonogikh aparece en la documentación filtrada en los Pandora Papers y que la vincula a la adquisición de una vivienda situada justo encima del mítico casino protagonista en varias películas de James Bond.

Krivonogikh, que nació en una familia humilde y trabajó de limpiadora, tuvo a su hija en una época en la que los medios rusos la relacionaban por su amistad íntima con el presidente ruso, Vladimir Putin. Los documentos obtenidos no indican dónde consiguió el dinero para pagar un apartamento que costó 3,6 millones de euros en 2003.

La adquisición no solo coincidió con el embarazo, sino también con una temporada en el que la limpiadora comenzó a amasar una importante cartera de inversiones en Rusia, de acuerdo con Proekt, el medio ruso que destapó su supuesta relación con Putin.

Si bien Krivonogikh no ha hablado sobre su relación con el político, su hija, que ha cumplido 18 años este mismo año, se dedica a dar pábulo a las especulaciones sobre su padre. En documentos oficiales obtenidos por Proekt y revisados por el Washington Post, de Luiza Rozova no consta padre alguno. Pero sí aparece un segundo nombre: “Vladimirovna”, que significa, literalmente, “hija de Vladimir”. Además, presume de un alegado parecido físico al presidente ruso.

“Comparándome con sus fotografías de joven, probablemente, sí, me parezco a él”, respondió en una entrevista en la edición rusa de la revista 'GQ' en febrero.

Todas las personas relacionadas con los preparativos de la compra del apartamento en Monte Carlo tomaron medidas para que no se conociera el verdadero nombre y estatus del verdadero propietario.

El 2 de abril de 2003, casi un mes después del nacimiento de Luiza Rozova, se puso en marcha una compañía pantalla llamada Brockville Development Ltd en la isla caribeña de Tórtola, de acuerdo con los documentos consultados. Fue, meses más tarde, de acuerdo con los registros de la propiedad monegascos, cuando esa misma sociedad se hizo con el apartamento.

En la documentación no aparece el momento preciso en que Krivonogikh se convirtió en la beneficiaria única de Brockville –la persona que, en última instancia, controla la sociedad-, pero los registros muestran que ya en 2006 constaba como tal.

Brockville fue adquirida por una segunda compañía pantalla, Sefton Securities, pero aquí es donde el rotativo estadounidense pierde el rastro.

El 1 de enero de 2006, Krivonogikh firmó un acuerdo por el que Sefton se convertía en la dueña de Brockville, pero el apartamento era suyo, de acuerdo con los documentos de Pandora. Una carta de 2015 obtenida en la investigación muestra que la amiga especial de Putin autorizó una estructura en la que Sefton era nombrado el gestor de la beneficiaria única.

De acuerdo con la información fiscal, Brockville todavía es propietaria del apartamento.

Krivonogikh no ha respondido a las preguntas efectuadas por The Washington Post y sus socios.

Siga leyendo en laSexta

Publicar un comentario

0 Comentarios