HABLE.SE

HABLE.SE

Detienen en España con un alijo de cocaína a Florentino Fernández García, alias "El Viejo", otrora vinculado al Cartel de Cali


Florentino Fernández García, alias Don Carlos o El Viejo, es un español que conocería a profundidad el contexto del narcotráfico en Colombia. Incluso, alcanzó a vivir en una de las casas que Gilberto Rodríguez Orejuela tenía en Madrid, cuando el Cartel de Cali era el presente de la criminalidad. Fernández García reapareció y fue capturado en la paradisiaca ciudad de Marbella (España), tras ser monitoreado desde Colombia con 60 kilos de cocaína.

La Policía Nacional de Colombia, en articulación con la entidad homologa en España, acaba de anunciar la captura de El Viejo, quien al parecer en una entrega controlada fue sorprendido con 48 paquetes de droga. Desde Colombia le siguieron la pista hasta Marbella, donde lo encontraron con un revólver calibre 22 y más de 176 mil euros, lo que en moneda colombiana serían alrededor de $700 millones. Las autoridades españolas, según la Policía, iniciaron un proceso de embargo de bienes por más de 350 mil euros, reseñó El Espectador.


“En coordinación con la Policía Nacional de España, se realiza la captura de Florentino Fernández García, alias El Viejo, un reconocido narcotraficante”, señaló el coronel Yesid Alberto Montaño, jefe del área de Control Portuario y Aeroportuario de la Dirección Antinarcóticos de la Policía de Colombia. Además, resultaron capturados Manuel Fernández Roldán, natural de Sevilla, y Darley Alexander Henao, natural de Málaga.


Alias El Viejo ha ocupado las letras de la prensa colombiana. Por ejemplo, El Tiempo registró en 1997 que un “preso español” declaró contra el fallecido congresista Horacio Serpa Uribe. Para entonces, El Viejo estaba privado de su libertad en España por el secuestro de dos colombianas. El diario registró que, supuestamente, Fernández García estaba encendiendo el ventilador sobre una presunta reunión en la que Elizabeth Montoya, la famosa “Monita Retrechera”, le habría ofrecido entre US$15 millones y US$20 millones al expresidente Ernesto Samper. En nombre, registró el diario, de los hermanos Miguel y Gilberto Rodríguez Orejuela, líderes del Cartel de Cali.

De acuerdo con la declaración registrada, a la Fiscalía, presuntamente a la reunión también asistieron miembros del clan de los Gaitán Cendales, quienes enviaron droga desde Colombia hacia Europa en los ochenta y noventa. El Viejo habría asegurado que Serpa conocía de las actividades de la “Monita Retrechera”, quien quedó para la historia como aquella intermediaria que tuvo una conversación con Samper, revelada por la prensa, que dio origen al “proceso 8.000″.

Asimismo, la Agencia EFE en 1997, explicó que para tal fecha El Viejo estaba señalado uno de los protagonistas del escándalo de supuesta filtración de dinero sucio a la campaña de Samper. Entonces, se denunció que supuestamente el narco español le ponía plata al grupo separatista ETA, que hasta hace unos años buscaba la independencia del país vasco con medios terroristas. En la pieza periodística, con fecha de 6 de agosto de 1997, se explica que El Viejo en los noventa vivió en la casa en Madrid de Gilberto Rodríguez Orejuela, jefe extraditado del Cartel de Cali.

Sin embargo alias "El Viejo" delinquió también junto al cartel de Medellín y el cartel del Norte del Valle, con el capo Juan Carlos Ramírez Abadía, alias "Chupeta".

Por otro lado, El Viejo quedó retratado como testigo en el juicio contra la “fiscal de hierro”, Clemencia García. La entonces jueza fue acusada en 1999 por supuestamente ayudar con favores judiciales al clan Gaitán Cendales, quienes poco a poco han perdido bienes en extinción de dominio por solicitud de la Fiscalía. Ignacio Gaitán Cendales fue extraditado a Italia en los noventa. No obstante, la hipótesis contra la “fiscal de hierro” quedó derribada en 2008, cuando la Corte Suprema absolvió a Clemencia García, quien le había seguido el rastro al “proceso 8.000″.

Publicar un comentario

0 Comentarios