HABLE.SE

HABLE.SE

Oposición se enrumba en Venezuela a elegir a un nuevo líder mediante primarias


La oposición venezolana –rebautizada con el nombre de Plataforma Unitaria—ha anunciado su intención de convocar a unas elecciones primarias entre todas sus facciones con el objeto de escoger un líder que pueda asumir los retos políticos que se avecinan en su pugna con el chavismo. En el horizonte de todos están las próximas elecciones presidenciales del año 2024. Esta consulta ciudadana estaría planteada para comienzos del año 2023.

El anuncio se hace en un contexto de “refundación” de este campo político, que contempla un nuevo reglamento interno de funcionamiento, nuevas responsabilidades y áreas de trabajo entre sus integrantes. Parte importante de las sesiones de trabajo que hicieron posibles los acuerdos se discutieron en Panamá. Entre las decisiones más notorias en lo interno, el denominado G-4, controlado por los partidos más grandes de la oposición, cede espacio a una dirección ampliada donde ingresan partidos minoritarios, diez en total, reseñó Alonso Moleiro en EL PAÍS.

Los partidos integrantes de la Plataforma Unitaria –Acción Democrática, Primero Justicia, Voluntad Popular, Un Nuevo Tiempo, Encuentro Ciudadano, Causa Radical, Proyecto Venezuela entre otras- han anunciado la designación de Omar Barboza, de Un Nuevo Tiempo, como su nuevo secretario ejecutivo, un cargo que tiene un deliberado perfil administrativo y logístico. Gerardo Blyde ha sido ratificado como el jefe de la Delegación de México, en el marco del diálogo político con el chavismo.

Barboza, de 77 años, es un experimentado dirigente socialdemócrata que ha ocupado varias responsabilidades importantes en el entramado de alianzas de los partidos de la oposición en estos años. Se trata de un operador de línea moderada conocido por su capacidad para la negociación y la articulación interna, algo renuente a la sobreexposición mediática. Su encargo fundamental es organizar las elecciones primarias. Aunque puertas adentro su nombramiento ha suscitado el consenso, su designación ha sido recibida con tibieza y escepticismo por la opinión pública.

“La lucha unitaria tiene como objetivo fundamental lograr el cambio político, entendiendo que es el único camino verdadero para detener el sufrimiento de millones de venezolanos”, se afirma en un comunicado de la Plataforma, en el cual se promete una consulta ciudadana “amplia e incluyente”.

La alianza opositora aterriza con estos acuerdos en un momento en el cual sus diferencias internas en torno al proceder frente al chavismo han adquirido un carácter casi sistémico. En este momento abundan los señalamientos y críticas por haber sido incapaces de derrotar al chavismo, y han surgido organizaciones alternativas con horizontes propios, desgajadas de su paraguas.

La gravedad de la situación interna de la oposición, sin embargo, ha permitido que las conversaciones para recomponer la capacidad de convocatoria de las fuerzas democráticas haya adquirido carácter de urgencia. Al frente del sector más intransigente y radicalizado de la oposición, María Corina Machado, de Vente Venezuela, ha variado en algunos grados su discurso, manifestando su disposición a medirse con sus competidores, no necesariamente para escoger un candidato, pero sí, como ha afirmado, para tener “un nuevo líder” que afronte las circunstancias y sepa tomar decisiones. El propio Juan Guaidó ha anunciado el relanzamiento de la Plataforma como una buena noticia.

Siga leyendo en EL PAÍS

Publicar un comentario

0 Comentarios