HABLE.SE

HABLE.SE

Autoridades de Colombia buscan al venezolano Gabriel Carlos Luis Salinas Mendoza por su participación en el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci

Gabriel Carlos Luis Salinas Mendoza, Marcelo Pecci

Un segundo ciudadano de nacionalidad venezolana, identificado como Gabriel Carlos Luis Salinas Mendoza, está siendo afanosamente buscado por autoridades colombianas y la Interpol como partícipe en el complot criminal en el que fue asesinado el fiscal antimafia de Paraguay, Marcelo Daniel Pecci, el pasado 10 de mayo en Barú.

El extranjero habría actuado directamente con su compatriota Wender Still Scott Carrillo, en la ejecución de la muerte del fiscal Pecci.

Gabriel Luis Salinas es rastreado en Venezuela y en otros países mediante circular azul de la Interpol.

Esta persona logró burlar en Medellín una redada de la Policía y el CTI de la Fiscalía, en la que cayeron los señalados implicados que son procesados en Cartagena, reseñó Zona Cero.

“En el contexto de las acciones que ejecutaron materialmente el crimen, tenemos como prófugo a Gabriel Luis Salinas, que también sería venezolano. Está con Código Azul. Entablamos conversaciones con autoridades peruanas que son nuestro enlace con Venezuela para que también nos colaboren en la búsqueda y localización de ese sujeto, por si pudo haberse ido allá a Venezuela”, declaró a la radio guaraní el fiscal de Asuntos Internacionales de Paraguay, Manuel Doldán.


“Para nosotros es un aliento particular haber llegado a este grupo que procesó y ejecutó materialmente el homicidio. Cuatro de los 5 procesados asumieron los cargos. Esto nos permite pensar que tenemos mucha potencialidad. La investigación se hizo en un ambiente de sigilo absoluto para evitar filtraciones”, agregó el funcionario judicial paraguayo.

Los cuatro que reconocieron su participación en el crimen y aceptaron los cargos ante el Juez son: Wender Still Scott Carrillo, de nacionalidad venezolana, señalado de disparar contra el investigador judicial.

Eiverson Zabaleta Arrieta, cartagenero, quien se encargó de movilizar a los criminales por la ciudad.

María Isabel Londoño Bedoya y Cristian Camilo Monsalve Londoño, madre e hijo provenientes de Medellín, quienes se hospedaron en el hotel donde permanecía Pecci en luna de miel con su cónyuge, la periodista Claudia Aguilera. Se encargaron de labores de seguimiento a la pareja.

El único de los capturados que no admitió los cargos y por ende su responsabilidad en el magnicidio, fue Francisco Luis Correa Galeano, señalado como el organizador de la trama criminal y enlace con los autores intelectuales o determinadores.

Publicar un comentario

0 Comentarios